Gira Perú, Bolivia, Brasil. 2011

Aquí  todo está en calma, intacto al tiempo, autónomo al aire, y si lo intentas un poco hasta el sonido de la selva se diluye con el ruido digesto, de los estómagos  de un pueblo aislado, que contempla desde las sombras como se hincha el gigante que ha venido a mostrarles cine.

Bélgica esta noche es un palco de butacas, una comunidad de apenas 20 familias con cabañas de madera que disimuladamente acude a la llamada del perífono, que clama el inminente comienzo de la función delante de la escuela.

Mario tiene 9 años y con su linterna me ayuda a traer una mesita para colocar los equipos y sin decirme nada, algo me alerta que está impaciente por ver el cine, ya no porque sea una novedad, sino porque esta vez es delante de su casa.

A veces te das cuenta de que no es necesario recorrer mucho para llegar lejos, y que  la verdadera satisfacción de este proyecto, no es llegar hasta donde no ha llegado nadie sino sembrar los valores de siempre contando historias de una forma distinta.

Esta noche me atrapan estos niños, este cielo y hasta el sonido del motor que desaparece entre carcajadas, mañana nos esperan más lugares, nuevos ojos con sed, nuevas fronteras que esperan, y más y más rostros, en este viaje en donde hoy sé, que cuanto ellos más ven, yo más crezco.

Anuncios

~ por Nómadas en julio 13, 2011.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: